Seguidores

sábado, 5 de enero de 2013

DIALOGO AL ATARDECER



¿Qué magia, tan poderosa que
encanta y aturde, que poder
tienes en tus palabras
que mi vida en tus manos,
puse?
¿Qué silencio te embelesa que
embarga y recoge, qué dios
te lleva que a  mí jamás supe
en tu mirar el alma que surge?
Me tomas y me dejas, me ríes y me lloras,
me llamas y me ignoras, como un juguete,
ya usado me relegas con el resto de lo ajado.
No. Jamás mi silencio y mi alma de ti se irán,
jamás una lágrima desilusionada en ti caerá,
mas tu sinceridad en ti jamás desistirá.
En ella creí, puse mi corazón y mi fe,
y a esa verdad me entregué,
sin ver más allá pero, día a día,
minuto a minuto, hora a hora,
me confundías, ya no sabía en qué creer,
aun hoy prefiero esa sinceridad inexistente,
y no pensar que fui tan solo un juguete.
Cree querida amiga, esa es razón de ser;
mas no pienses en la malicia y la falsedad,
pues el corazón de cosas buenas llenar,
mas en el silencio de mi alma,
una nota de armonía a ti hacer llegar.
Junto a mis buenos deseos, los que estuvieron,
los que están y estarán, aunque el interior duela,
aunque esté tan claro, que más no pueda esperar,
aun así quiero creer en esa armonía, en esa sinceridad.
¿Cómo dejar de pensar en un mejor despertar;
cómo, desde la angustia y agonía, un mejor esperar?.
¡Ay de esos desalientos y de esos desencantos,
ay de ese sin parar el corazón que la mente daña!.
¡ Pero lo miro como pasado, algo que de sorpresa ya
no me cojera creo, en el ser humano, en los valores,
en el amor y la amistad, me he hecho creer, que eres un hada de bondad,
aunque sepa la realidad, el hada de mis sueños de niña, no mas
tristezas, ya no pensar, mi voluntad firme, mi cabeza para pensar en cosas
buenas y nada más.
No mires el pasado ni aquellos que no pueda existir,
mira al frente despacio, y camina allá donde desees seguir,
porque no existen hadas mágicas, si la magia de la amistad,
no existen palabras hermosas que se quedan en el más allá.
Solo en los hechos creo ya, no en la palabrería, que te toma, que te deja,
que nada viene a demostrar, juegos peligrosos por lo que al corazón
puede dañar, pero ya ves de vez en cuando ¿porque en las palabras no
creer? Los hechos demuestran, pero las palabras se han de pronunciar
A ¿ quién no le reconforta escuchar?
¡Confort, hermosura, estabilidad, cordura , razonamiento!
¿Quién no querer esa capacidad  para poder expresar  claridad,
y pasar el mejor momento en un estupendo y buen caminar,
y dejar a un lado el pasado y tomar este presente sin más?
Así que concluyendo, digo, que nada es mentira ni verdad.
¿A quien no le han hecho soñar, con palabras, con promesas?
¿ quién no recordó su hada buena de la niñez?  Mirar al frente sí.
Mantener la amistad como un regalo,
pero nunca nunca del amor renegar,
con la mente clara y en …paz.

Rosa Mª Villalta  y Mª José Ferrer

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Bienvenidos a mi espacio.
Encantada de leer tus comentarios.
Muchas gracias